Saltar al contenido
Frutas y Verduras

Guanábana

octubre 21, 2018
guanabana

La guanábana es una fruta comestible, característica de la región tropical y proviene de un árbol de la familia Annonaceae.

El Guanábano se cultiva en países fundamentalmente de América del Sur y el Caribe.

También es conocida popularmente como chirimoya brasileña, gravilla, catuche, catote y gaviola.

El nombre científico de la guanábana es Annona muricata. En el idioma taíno, Annona significa (annon) y muricata (erizado), término que se refiere al aspecto externo de su cáscara.

Es una fruta de gran tamaño y peso, llegando a alcanzar los 2,9 kg. Su pulpa ocupa el 75,6 % de su peso total. Es un fruto dulce y con abundante semillas.

Origen y distribución

Se considera que son originarias de Mesoamérica y Suramérica donde podemos encontrarla tanto silvestre como cultivada.

Fueron llevadas desde el continente americano hasta los trópicos y ha sido distribuida ampliamente por el sureste de China, el oeste de África y Australia.

También la encontramos en Malasia, el sureste de Asia y Vietnam del Sur.

Muchos afirman que se originaron en Colombia, pues aquí es donde existen mayor número de variedades.

Son muy comunes también en República Dominicana, Cuba, Puerto Rico, Bahamas, Brasil.

En Granada se cosechan unas guanábanas de gran tamaño, que son exportadas a otros países, fundamentalmente a España.

Es entre las anonas la más tropical, pues no pueden resistir el frío.

Esta fruta en sentido general es plantada y comercializada a gran escala a nivel mundial.

Árbol de guanábana

guanabana arbol

El guanábano es pequeño, mide entre 3 a 10 metros de altura, con ramificación desde su base.

Sus ramas son caídas y delgadas con follaje compacto. Sus ramas son rojizas, sin vello, cilíndricas, arrugadas, con varias lenticelas.

Las hojas son simples, perennes, alternas, enteras, duras, lisas, oblongas y elípticas, que pueden medir entre 5 y 20 cm de longitud y entre 2.5 a 6.25 cm de ancho.

Son de color verde oscuro en la superficie superior y un poco más claras en la parte inferior. Desprenden un olor desagradable al ser trituradas.

Sus flores pueden crecer tanto en las ramas como en el tronco. Poseen aroma fuerte, son solitarias, simples, de peciolo corto (de 4 a 5 cm de largo).

La flor de guanábana tiene 6 pétalos en total (3 pétalos externos gruesos y carnosos, triangulares, con ápice agudo a obtuso, de color amarillo verdoso y otros 3 pétalos interiores, un poco más estrechos, ovado-elípticos, con ápice obtuso y de color amarillo pálido).

Posee numerosos estambres, de 4 a 5 mm, con filamentos carnosos y su fruta es relativamente grande.

La misma pesa hasta 4 kilos y mide de 14 a 40 cm de largo y de 10 a 12 cm de ancho.

El fruto de este árbol es carnoso, de color verde oscuro, cubierta por una cáscara delgada llena de espinas suaves.

Generalmente se distribuyen entre 24 y 64 frutos por árbol, con pulpa de color blanco y fuerte aroma

Además de cáscara delgada, de color verde oscuro, textura suave y no comestible.

La semilla de guanábana es aplanada y ovoide, de color oscuro y puede medir entre 15 y 20 mm de largo.

En cada fruta puede haber desde algunas docenas hasta 200 semillas o más.

tipos de guanabana

Tipos de guanábana:

A pesar de que no existe descripción de otras variedades de esta planta, los agricultores tienen su propia clasificación teniendo en cuenta algunas características:

  • En cuanto a su sabor son Ácidas, semiácidas y dulces.
  • Mientras que por la forma del fruto son Ovoide, acorazonada o irregular.
  • Y la consistencia de la pulpa es Blanda y jugosa o firme y seca.

Igualmente, existen algunas variedades que posean diferencias en cuanto a su crecimiento, follaje y copas.

Lo cual se debe principalmente al manejo de la planta, la procedencia, luminosidad, entre otros factores.

Propiedades de la Guanábana

Esta fruta está compuesta por gran cantidad de agua y fibra, muy importantes para regular el funcionamiento digestivo.

La fibra además ayuda en el control del azúcar en sangre y favorece la salud del corazón.

Es muy rica en vitaminas C, posee aproximadamente 20 gramos por cada 100 gramos de fruta.

Esto le confiere a la fruta un alto poder antioxidante y ayuda a retardar el envejecimiento. También fortalece el sistema inmunológico, previniendo enfermedades.

La presencia de vitaminas del complejo B (B1, B2, B3, B5, B6), el hierro, potasio, y magnesio hacen de este fruto un importante agente anticancerígeno.

La vitamina B1 además evita daños cerebrales y protege el sistema nervioso y el sistema cardiovascular.

Mientras que la vitamina B2 disminuye el almacenamiento de grasas en el organismo, regulando los niveles de colesterol.

La fructosa presente en la guanábana hace de esta fruta un alimento rico en hidratos de carbono, lo que se traduce en energía tanto para las actividades físicas diarias como para la mente.

Es conocida como la Fruta de la digestión, pues es capaz de regular la temperatura del estómago.

Beneficios de la guanábana

guanabana beneficios

Los antioxidantes presentes ayudan a limpiar el hígado, fortaleciéndolo y ayudando en la digestión de las grasas garantizando un óptimo funcionamiento del mismo.

Además, favorece la digestión, regula la flora intestinal y apoyan al hígado y a la vesícula biliar en su funcionamiento.

Mejora enfermedades del estómago (úlceras y gastritis) debido a sus propiedades antiinflamatorias, que hacen que baje la hinchazón y por consiguiente alivia el dolor.

Evita el estreñimiento gracias a sus propiedades digestivas y a su acción diurética, que permite la evacuación de las heces.

Hidrata el organismo ya que su pulpa posee una gran cantidad de agua. También tiene efecto sedante y elimina el insomnio.

Fortalece el sistema nervioso y la salud ósea

Las vitaminas del complejo B son esenciales para fortalecer el sistema nervioso, protegiendo los nervios.

Estas vitaminas también fortalecen las arterias, mejorando el flujo sanguíneo y previniendo afecciones del corazón.

Es una fruta con efecto vasodilatador, además posee propiedades diuréticas por lo que es muy útil en casos de hipertensión.

Minerales como el calcio y fósforo presentes contribuyen a mantener la salud ósea y dental.

Durante el período de menopausia de la mujer, protege los huesos de los daños que se puedan producir al disminuir la concentración de estrógenos.

El hierro presente en las propiedades de esta fruta ayuda combatir la anemia.

Combate bacterias y parásitos

Actúa como bactericida y antifúngico debido a las propiedades de su corteza, evitando la proliferación de los mismos.

El uso de sus hojas, corteza, raíces y semillas son útiles para combatir la ameba y las lombrices intestinales.

Así mismo, la combinación de las raíces con las hojas ayuda a eliminar mosquitos y otros insectos.

Regula la glucemia y previene enfermedades respiratorias

Su contenido de fibra, evita que aumenten los niveles de azúcar en sangre, por lo que se utiliza en la diabetes.

Un té con sus hojas y algunas flores previene la gripe, y cuando la tienes descongestiona el pecho y alivia la tos, por su contenido de vitamina C.

Tiene propiedades anticancerígenas y ayuda a adelgazantes

Posee sustancias como la acetogenina y agentes antioxidantes que atacan las células cancerígenas, previniendo diferentes tipos de cáncer, como el cáncer de colon, próstata, mamas, páncreas y pulmón.

Gracias a su poder diurético y su papel en la digestión, ayuda a bajar de peso mediante la pérdida de líquidos

La fructosa que posee es capaz de proporcionar energía física y mental, ayuda a tener un mayor rendimiento durante las actividades físicas.

El agua de las hojas de esta fruta es utilizada con frecuencia para eliminar los piojos.

hojas de guanabana

¿Para qué sirven las hojas de guanábana?

La hoja de guanábana es muy utilizada por sus múltiples beneficios, siendo el té la forma más popular en la que se emplea.

Su consumo se recomienda en personas con problemas intestinales como el estreñimiento.

Igualmente, para controlar los niveles de azúcar en sangre y estimular la circulación sanguínea.

Las hojas de guanábana también son capaces de eliminar toxinas, favorecer el sistema inmunológico al subir las defensas del cuerpo, mejorar la flora intestinal y retarda el envejecimiento de los órganos y la piel.

Con la hoja de guanábana se pueden hacer infusiones y hasta ungüento, en caso de diabetes se debe tomar una taza de té media hora después de cada comida.

Consume una taza de té en la mañana y otra en la noche, si quieres eliminar el exceso de líquido y algunas toxinas del cuerpo.

Mientras que, para reducir la presión arterial, evitando las enfermedades cardiovasculares y el derrame cerebral deberás beber este té con hojas de naranja también, 2 veces al día.

Actúan como sedante, desinfectante y adelgazante

La infusión de estas hojas relaja todos los músculos del cuerpo, es capaz de inducir el sueño y sedar.

Así mismo, el ungüento resultante alivia los dolores musculares y articulares, para lograrlo tritura las hojas secas en un mortero, hiérvelas durante 5 minutos con media taza de agua.

Luego añade 1 pastilla de alcanfor, deja reposar, luego adiciona 2 cucharadas de vaselina y se mezcla bien.

Almacénalo en un recipiente de vidrio y aplícalo en las zonas afectadas. Es un ungüento ideal para aliviar el dolor y relajar los músculos.

Por otro lado, el ungüento es utilizado para limpiar heridas y partes de la piel infectadas, ya sea por bacterias u hongos y es muy eficaz para tratar la caspa del cuero cabelludo.

En este caso es necesario hervir 12 hojas de guanábana en un litro de agua durante 15 minutos.

Después que se refresque se humedece una gasa o algodón y se limpia con ello la zona infectada.

Para la caspa se usa esta agua como último enjuague una vez por semana. No solo limpia, sino que da vitalidad al cabello.

Debido a los ácidos linoleico, annojexocina y esteárico, las hojas de guanábana son utilizadas para adelgazar.

Además del efecto diurético que hace perder líquido, facilita la digestión y con ello ayuda a la pérdida de peso.

Esta propiedad se aprovecha tanto con la fruta fresca como con una infusión de sus hojas.

Para ello coloca dos hojas machacadas en una taza de agua hirviendo, tápalas y se déjalas reposar. Bebe 1 vaso después de cada comida.

Las hojas de esta fruta además ayudan a sanar úlceras gástricas y heridas en la piel, así como combate la ameba y lombrices intestinales.

Es un potente anti-cancerígeno

La presencia de annonacina y acetogeninas presentes en sus hojas y tallo, hacen de esta planta un anticancerígeno potente.

Es capaz de inhibir la formación de células cancerígenas de diversos tipos de tumores rápidamente, aunque también se puede utilizar de forma preventiva.

La acetogenina presente en la fruta, es muy poca para llegar a tener efecto anticancerígeno.

Sin embargo, la fruta es rica en vitaminas y minerales que en sentido general son antioxidantes y evitan el riesgo de contraer cáncer.

No obstante, sus hojas sí poseen una alta concentración de acetogenina, sustancia que puede detener el crecimiento de algunos tumores.

El cáncer se produce por una predisposición que tiene el organismo de producir células atípicas de forma desordenada.

Todas las células necesitan el trifosfato de adenosina (ATP según sus siglas en inglés), que es la energía que utilizan para sus reacciones bioquímicas, entre ellas la reproducción.

La acetogenina evita la producción de trifosfato de adenosina y si a las células les quitamos la energía (ATP), no se reproducen e incluso pueden hasta morir.

Es por este motivo que puede utilizarse la guanábana en la detención de tumores, como es el caso de tumores de colon, páncreas, pulmón, próstata y mamas.

Para utilizarla con este propósito, hierve en un litro de agua 15 hojas con su tallo durante 30 minutos, deja reposar y cuela. Toma al menos 3 vasos de té diarios.

te de hojas de guanabana

Hojas de guanábana para adelgazar

Uno de los beneficios que nos brindan las hojas de la planta de guanábana es su uso para perder peso.

Esto se debe fundamentalmente a ciertas ventajas que nos proporcionan al consumirlas:

Reduce el apetito ya que el contenido de las sustancias activas en las hojas de guanábana nos ayuda a sentirnos saciados.

La vitamina C presente en las hojas de esta fruta contribuye a mejorar el sistema inmunológico.

Su contenido de minerales ayuda a unir la grasa y las calorías que se han acumulado en el cuerpo y las elimina a través del sistema excretor.

¿Cómo consumir la guanábana?

Se puede consumir de forma natural (fruta fresca), en jugos, helados, batidos y en postres.

Todas las partes de la planta de guanábana pueden ser aprovechadas, desde las semillas hasta sus hojas.

Las semillas pulverizadas son usadas como repelente de insectos.

De sus hojas, flores y corteza se puede hacer té, teniendo en cuanta que existen algunas contraindicaciones para su consumo,

Contraindicaciones del consumo de té de guanábana

guanabana hojas te

A pesar de que esta bebida no tiene efectos adversos ni perjudiciales, algunos estudios recomiendan evitar su consumo en casos de:

  • Enfermedad de Parkinson
  • Epilepsia
  • Mujeres embarazadas
  • Durante la lactancia materna
  • Personas con hipotensión

Es necesario tener en cuenta las dosis en que se debe administrar el té de guanábana, pues se ha comprobado que altas dosis pueden afectar el hígado y riñón.

Al hígado llegan todas las sustancias que son ingeridas y por el riñón se desechan medicamentos y toxinas.

Se plantea que una dosis de 2 gramos por kilogramo de masa corporal es letal, pues produce necrosis del hígado y daño renal.

El 12 % de esta dosis (0,24g) es la más segura para consumir.

Especialistas afirman que el consumo de la fruta es seguro, no solo por los beneficios mencionados, sino por su valor nutricional; pero con relación a las hojas se deben realizar más estudios para saber la dosis adecuada.

Cultivo de la Guanábana

cultivo de guanabana

¿Como sembrar guanábana?

El cultivo de guanábana se puede hacer por semillas o por árboles injertados.

Para ello debes seleccionar correctamente las semillas, deben ser de los frutos de los árboles que mejores cosechas tengan y que los frutos sean de mejor calidad.

Luego de seleccionar las semillas y lavarlas bien, se sumergen 15 minutos en una solución de benomyl (Benlate, 1g/l), previamente calentada a 50oC.

Se dejan sumergidas en agua 24 por horas y se eliminan las semillas que flotan para lograr mejor producción.

Esta variedad de plantas no resiste las bajas temperaturas, necesita un clima cálido y húmedo, así como una temperatura entre 25 y 28 oC ,lo que es común en los países tropicales.

Los suelos deben ser profundos, arenosos, con buen drenaje y preferiblemente con pH entre 5,5 y 6,5.

También deben estar protegidos del viento para que no se pierdan sus flores y frutos.

Una vez seleccionado el suelo y clima apropiados, se procede a cultivar la planta, que primeramente debe sembrarse en una bolsa o en cajas de germinación.

Se abren surcos de 5 cm de profundidad y con una separación de 15 cm entre ellos.

Se agrega fertilizante en el fondo del surco, luego cubre con una pequeña capa de suelo y se colocan las semillas de forma planadas y seguidas unas de otras.

Se adiciona una mezcla de arena de rio y suelo a partes iguales, hasta taparlas.

Germinación y trasplante

La germinación se produce entre 25 y 30 días después de plantada la semilla. Cuando la postura tenga entre 10 y 15 cm de altura, se procede a trasplantarla.

El suelo definitivo tiene que estar bien drenado y se debe sembrar en forma cuadrangular de 7m x 7m o 8m x 8m, con hoyos de 40 cm x 40 cm.

Se debe aplicar materia orgánica previamente en el terreno, esta debe ser de 8 a 10 tm/ha en suelos fértiles y de 16 tm/ha en suelos pobres.

Luego de plantada se rellena el hoyo con tierra rica en nutrientes.

Fertilización

Este procedimiento deberá realizarse durante el primer y segundo año con 1,2 kg/planta de productos con altas concentraciones de potasio y fósforo, repartidas en tres o cuatro aplicaciones por año.

El tercer año, en dependencia de la cantidad de precipitaciones, se debe aplicar fertilizante 1,5 kg/planta, divididas en tres aplicaciones al año.

A partir del cuarto año se llega a 2 kg/planta de fertilizante cada 4 meses, para garantizar que la planta adquiera sus nutrientes periódicamente y con la dosis adecuada.

Inicialmente se debe abonar con productos que contengan abundante fósforo y nitrógenos para garantizar el adecuado desarrollo de las raíces y el follaje.

Este método de fertilización puede variar, todo está en dependencia de las características del suelo y de las precipitaciones que hacen mucho más fértil el terreno.

Poda

Inicialmente se realiza cuando ya está formado el árbol, durante uno o los dos primeros años y en los meses de poca floración.

Después de la cosecha se debe realizar la poda sanitaria, eliminando sus ramas secas, los brotes y chupones no deseados. Así mismo se eliminan todas las estructuras que se encuentren por encima de 2,5 a 3 metros, las ramas verticales enfermas, muertas o poco productivas.

Este procedimiento debe realizarse dos o tres veces al año, de preferencia después de cada cosecha.

Cosecha

cosecha de guanabana

La recolección se realiza manualmente siempre y cuando el fruto alcance un color verde mate.

Aquí es cuando la misma obtiene la madurez fisiológica, a unos 70 o 120 días aproximadamente después de la floración.

Es una fruta que se descompone con facilidad una vez que se recolecta madura, por tanto, es importante tener cuidado a la hora de trasladarla.

Plagas

Perforador del fruto Cerconota annonella spp: Esta plaga ataca las flores, detiene el crecimiento del fruto afectado y aumenta la incidencia de antracnosis.

Perforador de la semilla Bephrata sp: Conocida como la avispita de la guanábana, migra desde el fruto hacia las semillas, dejando orificios que destruyen la fruta, detienen el crecimiento o momifican debido a las enfermedades oidium y antracnosis.

Polilla de la guanábana: Es una mariposa pequeña que se come la fruta pequeña y las flores, por lo que se debe combatir desde que empieza la floración.

Chinche de encaje Corythuca gossipii: Estos insectos se alojan en el envés de las hojas, alimentándose de la savia que succionan de las mismas.

Taladrador del tallo Cratosomus sp: Es un tipo de gorgojo que perfora las ramas y tallos. Puede ocasionar la muerte en los árboles jóvenes más afectados.

Escama hemisférica Saissetia sp: Son insectos agrupados que se adhieren a las hojas, ramas y frutos. Esta plaga se multiplica en las épocas de sequía.

Enfermedades

Diplodia Diplodia sp: Esta enfermedad necrosa las ramas terminales hasta que se secan.

Antracnosis Colletotrichum gloesporioides Penz: Produce pudrición negra en los frutos en cualquiera de las etapas de desarrollo, momificándolos hasta que se caen. También se necrosan las ramas terminales y el cuello de los tallos. Es la más importante, muy común en los climas húmedos.

Scolecotrichum Scolecotrichum sp: Atacan las hojas produciendo manchas de color rojizo, que posteriormente se necrosan. Cosecha o recolección

Te Recomendamos:

Guanábana
5 (100%) 1 vote